Solicitud de empleo: los mejores consejos para garantizar el éxito cuando busques trabajo

Lograr que una solicitud de empleo tenga éxito en el mercado laboral, exige estudio y convicción.

Sí, convicción, la suficiente para que tu curriculum vitae refleje tu identidad, con tal potencia, que el reclutador de personal esté convencido de tu talento y de todas las ganas que tienes de trabajar.

La insatisfacción que deja ver que una petición de empleo ha sido infructuosa, es en cierta medida muy frustrante.

Este es un problema al que se enfrentan más que todo los talentos jóvenes, que son recién egresados de las universidades o instituciones de formación técnica.

Relacionado: Teletrabajo: Descubre 4 opciones para trabajar desde casa

Jóvenes cuyas edades suelen estar entre los 24 y 27 años, en donde la única experiencia laboral son trabajos a medio tiempo en bares o servicios de mensajería, entre otros.

Probablemente este sea tu caso. Sí, quizá te sacamos una sonrisa ahora que estás leyendo las líneas de este artículo y te has dado cuenta que hemos logrado adivinar en cierto sentido tu edad y la situación en la que te encuentras.

Sabes que necesitas cambiar de estrategia, porque percibes que cada solicitud de empleo que has enviado parece haber sido lanzada hacia un vacío sin retorno.

Por eso, en este artículo te daremos las pautas necesarias para que realmente tus peticiones de empleo tengan eco dentro del mercado laboral.

Creer en tu solicitud de empleo

solicitud-empleo1.jpg

El gran problema de una mala solicitud de empleo se encuentra siempre en la presentación.

Es importante, antes de darte los consejos claves que resolverán tu inquietud, que confíes plenamente en tu talento.

El problema no está en que no seas apto para ejercer un puesto, sino en el modo en que asumes el proceso de selección.

Recuerda que el proceso de selección inicia desde tu curriculum vitae, por lo que te recomendamos que este sea organizado, claro y tenga una buena apariencia, pero no te preocupes que más adelante ampliaremos esta información.

De manera que el primer punto que tienes que despejar es ese bloqueo mental que te abruma, un peso que te hace sentir acomplejado frente a la decisión que tomaste al iniciar tu formación profesional.

Lo cierto es que el sector que escogiste sí necesita de profesionales como tú, tenlo por seguro.

A medida que puedas asimilar esto, el proceso de optimizar tu curriculum vitae será mucho más exacto y más imponente.

Reflejará esa convicción que necesitas para atrapar la atención del reclutador de personal, cuya primera impresión aunque se trate de una hoja llena de palabras, será la de alguien que se asoma al perfil de tu red social.

El problema entonces de una solicitud de empleo se simplifica en saber impresionar a ese futuro lector, dándole bases a tu talento y tu formación.

Los diez consejos más importantes para lograr una buena solicitud de empleo

Ahora que ya sabes que el problema no tiene que ver con el sector laboral en el que estás buscando tu vacante; ahora que entiendes que la formación que recibiste es lo suficientemente integral para vincularte a una empresa.

Ahora que entiendes que todo se simplifica en la presentación de tu curriculum vitae, debes tener en cuenta los siguientes consejos:

1. Presentación de formación profesional

Otra gran dificultad de una solicitud de empleo, en la mayoría de los casos, tiene que ver con el modo en que está resumida la formación académica.

Resulta que existen personas que en su solicitud de empleo colocan datos de hasta su formación básica y primaria.

Es probable que te estés riendo ahora mismo al pensar que también eres de los que ha cometido ese gran pecado.

Y se dice gran pecado porque cuando tú anotas que estudiaste en determinada universidad, ya estas validando que recibiste toda tu formación académica en primaria y secundaria.

Claro, ahora pensarás que entonces si tienes una maestría o un doctorado no será necesario agregar tu formación universitaria.

O bien, que si tienes un estudio de formación técnica tampoco es necesario ubicarlo en la solicitud de empleo.

El asunto es sencillo, no se trata de ocultar información sino ubicar lo realmente necesario.

2. Ajustar el curriculum vitae de acuerdo a la empresa y a la vacante

El punto anterior sobre la solicitud de empleo lleva necesariamente a este, ya que tiene una profunda relación.

En muchas ocasiones puede ocurrir que estén ofreciendo una vacante para formación técnica y tú puedes presentar tu solicitud de empleo a dicha empresa si cuentas con dicha formación, aún cuando el caso tuyo puede ser que tengas una formación más avanzada.

¿Qué pasaría entonces si la empresa percibe que eres profesional universitario? Nada. Es casi 100% seguro que la empresa percibirá esto durante el proceso de selección.

En esos casos, tú debes ser sincero y confesar que optimizaste tu hoja de vida porque te interesó la vacante ofrecida y la empresa en cuestión, dejando en claro a la vez que tu intención fue evitar que sobrevaloraran tu talento.

Relacionado: Trabajos Google: El mejor trabajo del mundo hecho realidad

Lo que ocurre es que si aplicas para un puesto como contador público y de entrada llegas diciendo que eres un experto en finanzas en Harvard y asesor político del último presidente de tu país, tu hoja de vida queda automáticamente descartada.

A veces hay que ser perspicaz y sencillo a la hora de presentar una solicitud de empleo.

3. Experiencia laboral

El asunto de la experiencia laboral dentro de una solicitud de empleo, siempre causa un gran malestar en las personas.

Es un asunto apenas lógico porque dentro de los estándares de selección, siempre será importante que una persona tenga un recorrido y una experiencia que avale el modo en que ha utilizado su talento en un trabajo.

El dilema está en que tu mente considera que no ha tenido nunca ninguna experiencia laboral en su sector.

Aunque puede ser cierto, estamos totalmente seguros que la vida te ha ofrecido trabajar en otros sectores, los cuales pueden darle solidez a tu personalidad y a tu talento como persona.

De manera que si fuiste asistente en una papelería, ayudante en un taller de mecánica o auxiliar en un restaurante de McDonalds, no dudes en apuntarlo.

Eso le dejará una buena impresión al reclutador, porque entenderá que sabes ajustarte a un horario y tener la disciplina de obedecer a un jefe.

En este punto vuelve a jugar el asunto de ser perspicaz e inteligente a la hora de presentar tu hoja de vida.

4. Referencias personales

solicitud-empleo2.jpg

Este es otro de los aspectos más importantes que servirán de apoyo para tu curriculum vitae. Ya en este punto, la idea es que coloques referencias de personas que se muevan en tu sector, o bien, que tengan cierto actividad en empresas importantes o cargos destacables.

Es decir, a una empresa no le interesa que tomes como referencia a tu tía o tu abuelo. Lo que quiere es conocer el punto de vista de personas que puedan hablar de ti con mucha objetividad. Por ejemplo, un docente que realmente te haya valorado como estudiante o la secretaria que trabaja con el gerente de una empresa reconocida de tu ciudad.

Relacionado: Trabajar en Canadá: La Tierra de las Oportunidades

Es solo eso: hacer referencia a personas que tengan cierta actividad en el mercado laboral y puedan dar una idea al reclutador de qué tanta será tu madurez para ejercer un cargo.

5. Información personal

Ya a partir de este punto, los consejos tienden a simplificarse más, ya que lo más importante ya fue resuelto. En materia de información personal, esta es solo importante para que el reclutador pueda contactarte. En muchas ocasiones solo hará falta tu correo electrónico, tu número telefónico y la dirección de tu domicilio.

6. Idiomas

Otro aspecto importante que debes tener presente es que debes definir los idiomas que dominas o bien, con los que puedes defenderte. Si tienes bases para entender un solo idioma, no dudes en anotarlo. Es algo que denota cultura y disciplina.

No siempre vas a necesitar dicho idioma para ejercer tu trabajo, pero a la empresa si le conviene saber que puedes ser una persona con recursos para solucionar tus dudas a través de información que se encuentre en otro idioma.

7. Herramientas ofimáticas

En la era en la que nos encontramos, es casi que necesario saber defenderse con un PC. En una hoja de vida, es importante dejar en claro qué herramientas digitales sabes dominar. Por lo que si sabes escribir en Word o ingresar datos en una hoja de cálculo de Excel, entones no dudes en apuntarlo.

Generará una buena impresión en el reclutador ya que demuestra tu versatilidad digital.

8. Estructura y presentación

Evita saturar la hoja de vida con demasiados detalles y adornos. Tu curriculum vitae debe ser lo más preciso y concreto posible. No se trata de una obra de arte dotada de lujo y belleza, porque eso no impactará en nada, ni al reclutador ni a la empresa, a menos que seas un profesional en Diseño Gráfico o en Artes, donde estás exponiendo de entrada tu creatividad.

Sigue un modelo sencillo, donde sea fácil leer el contenido de lo que eres y del talento que tienes para asumir la vacante ofrecida.

9. Ortografía y gramática

Por otra parte, para que el reclutador se lleve una impresión y totalmente redonda, no olvides tomarte el tiempo de analizar la ortografía de tu curriculum vitae y su respectiva gramática. Si en tu solicitud de empleo el reclutador percibe un error de esta categoría, desde las primeras líneas, el desanimo empieza a apoderarse de él.

Relacionado: Trabajar en Australia: Las 8 Mejores Opciones Para Hispanoparlantes

De manera que cuando llega a la última línea, ya estás del todo descartado.

10. Extensión

Por lo general se sugiere que una hoja de vida tenga una extensión de 2 a 3 páginas. Lo que se busca en una solicitud de empleo es que sea lo más directa y concisa posible. El reclutador de personal se aproxima a un curriculum vitae buscando una información clara que coincida con la vacante que está disponible.

De hecho, si logras una buena impresión, el reclutador considerará sugerir a la empresa crear una vacante adicional para contar con tu talento. Recuerda que en la mayoría de las empresas se realiza un proceso de periodo de prueba, por lo que la empresa no siempre apostará a un único profesional para ocupar el cargo.

Por eso, si logras resumir exactamente tu talento y ser conciso con tus ambiciones profesionales, ten por seguro que abras activado los sentidos del reclutador.

Ya tienes lo que necesitas, ya sabes cómo vincularte a la empresa. Todo lo demás será hacer parte del proceso de selección.

Dos cursos de Udemy que te ayudarán a ser más exitoso en tu búsqueda

solicitud-empleo3.jpg

Ahora bien, si quieres complementar todo lo aprendido a través de este artículo, en la plataforma de Udemy existen dos excelentes cursos que te ayudarán significativamente. El primero de ellos lo encontrarás haciendo clic acá.

Este es un curso pensado por Manu Granero, quien es un famoso youtuber que se mueve mucho en el sector de las empresas y los negocios online. Su curso cuenta con 14 clases divididas en 7 módulos. A esto se le agrega un material en video bajo demanda que acumula un poco más de una hora. Un contenido para aprender a optimizar tu hoja de vida y crear una buena solicitud de empleo.

Por otra parte, el segundo curso que te recomendamos está pensado por Nacho   Barraquer, quien aparte de darte claves sobre el diseño de un currículo vitae, también te aportará en tips sobre cómo enfrentar a una entrevista de trabajo. Este curso puedes encontrar haciendo clic acá.

El programa de este curso está compuesto por 39 clases divididas en 5 módulos, lo que se acompaña con videos bajo demanda que acumulan cerca de 3 horas de duración. Esta es una buena oportunidad para formarte y despejar esas dudas que tienes sobre el proceso de solicitud de empleo.

Relacionado: Trabajos Desde Casa: Conoce Las 7 Mejores Opciones Para Ser Libre

¡Qué esperas para obtener las bases necesarias para enfrentarte a los procesos de selección del mercado laboral!

 

¿Quieres recibir información como esta en tu correo electrónico? ¡Suscríbete!

¿Sabías que siendo anfitrión de Airbnb puedes pagar tus estudios sin salir de casa? Ingresa aquí para descubrir cómo hacerlo.